De principio a fin

Peñarol derrotó de forma cómoda a Stockolmo 90-68 y se recuperó de la derrota sufrida frente a Unión Atlética y todos los problemas extra básquetbol que acarreó esta semana.

El partido tuvo un cuarto parejo, y 30 minutos de un solo equipo. Los primeros 10, Stockolmo corrió la cancha y defendió duro a un juego interno carbonero que se hacía sentir abajo del tablero. Trelles con buena mano, daba fluidez al azul generando juego para los internos, en especial, Newsome. Así, el equipo de Silveira sorprendía y ganaba el primero 23-20.

Como se dijo anteriormente, desde el segundo cuarto en adelante, Peñarol ajustó clavijas y sacó una ventaja que nunca pudo alcanzar la visita. “Pepusa” Pérez y Alston en el juego interno, eran un infierno y jugaban a place esos minutos. Peñarol corría la cancha con Álvarez como croupier y el alero que se encontraba tiraba solo y sin marca. Los primeros 20’ se iban con victoria local 51-36.

El segundo tiempo, prácticamente fue un trámite local. Blazina manejaba el cuadro y  Alston seguía pesando abajo del aro sin solución para la visita, que intentaba posteando a Newsome pero sin un solo aliado. Fueron 30 los puntos que Peñarol generó dada las perdidas de la visita, muchas de ellas, por la imprecisión en el manejo. Stockolmo se lo vió desdibujado por momentos, con bajísimos rendimientos de jugadores importantes y una calentura barbara de su entrenador, el popular bicho Silveira.

Finalmente, Peñarol logró un triunfo mas que merecido, pasando obstáculos dentro y fuera de la cancha, con la notada ausencia de Agustín Zuvich y al venir de una derrota dura frente a Union Atlética.

Kaprhi Alston terminó con 21 puntos y 21 rebotes siendo el MVP del partido. Alejandro Perez también generó 21 puntos y 6 rebotes siendo una pieza vital en el juego. 

Stockolmo tuvo a Newsome como goleador, con 14 puntos, 6 rebotes. Siendo la única esperanza en el equipo del Prado.

Autor: Alejandro Rojas

alejandro.rojas@5x5basket.com

Sin Comentarios

Dejar un comentario